Búsqueda personalizada

1/4/17

Era de eras

Confiscó ilimitanzas con purpurinas estrecheces, tomó una medición. Mientras hacía cambios en variantes temporales, vio la eternidad retozando bajo líneas de un tiempo constatado.
Antes, cuando se detenía cotejando linealidades escarchozas, hacía y rehacía hasta ufanar lo otro, lo invisto. Antes, cuando las columnas de cristal pendían de un mero núcleo, hendía sus observancias bajo el tiempo medible y hallaba el otro, el infinito.
Si lo dividía en pequeñeces, siempre encontraba una más; si multiplicaba, con macro cálculos, descubría otra y luego otra hasta el hartazgo.
Entonces notó, halló, donde residía la eternidad y sus mares. Y nado esas aguas sabiendo que ahí radicaba la esperanza, su verosimilitud, la justificación, su superficie.

No hay comentarios: